Nogales se inunda desde Villa Sonora hasta la línea: Sargento de Bomberos
Detalles Publicado el Miercoles 11 de Julio de 2018, Escrito por Marco A. Flores

Nogales, Son


En cada temporada de lluvias, la frontera de Nogales se convierte en zona de inundaciones desde la entrada sur, a la altura de la colonia Villa Sonora, hasta llegar a la línea divisoria con Arizona, de acuerdo con el sargento de bomberos, Vicente Sanz Castañeda.


El excoordinador de la Unidad Municipal de Protección Civil durante el trienio 2012-2015 comentó que lamentablemente no se ha generado el recurso que se requiere para actualizar el Atlas de Riesgo Municipal, sin embargo, no hay diferencias de las condiciones de unos años hacia acá, respecto a los peligros que podamos tener, siempre habrá riesgos en el orden hidrometeorológico y que afectan todos los años.


“Tenemos una base bien estructurada, donde sabemos cómo bomberos cuáles son esos riesgos y donde están, donde podemos actuar”, comentó.


Explicó que se catalogan como zona de riesgos durante la época de lluvias o de formación de tormentas monzónicas, que pueden ser bastantes copiosas e intensas y que pueden arriesgar a la población que se desplaza a pie o en vehículos.


De acuerdo con el Atlas de Riesgo, se establece como zona inundable desde el sur de la ciudad, a la altura de la colonia Villa Sonora hasta la línea internacional con Arizona, por la ubicación del arroyo natural Los Nogales, más la aportación de lluvias al mismo afluente, que salen de las diferentes cañadas en ambos costados, este y oeste.


“Todas las calles de acceso a las colonias se hacen arroyos, unas con más agua y otras con menos intensidad, pero todas aportan una cantidad fuerte de agua que finalmente lo tendremos corriendo por el embovedado o por arriba de este”, dijo.


Comentó que además existen riesgos geológicos en el municipio, ya que expertos señalan que, por estar cercanos a la franja de fuego, hay posibilidades de sismos, aunque históricamente no se han presentado en Nogales, sin embargo, en zonas cercanas sí.


Hay fallas geológicas, fracturas y erosión por el tipo de piedra, como está conformado el suelo en el municipio, de ahí a los constantes deslizamientos en cerros, además por la zona o ubicación, se generan incendios forestales son suma facilidad debido a las altas temperaturas y el tipo de flora que rodea la región.


“Todo eso se corrobora en la atención que le damos a los diferentes llamados que acudimos o atendemos. En Nogales tenemos un coctel de riesgos o catalogo muy importante, un buen junio con días calurosos, después viene un julio de verano con 275 milímetros de agua, que es un mundo y que generará muchos llamados en diferentes partes del municipio”, comentó.


El exfuncionario municipal confirmó que mientras más calles o avenidas pavimentadas, incluidas las cañadas que son afluentes de agua naturales, minimiza la penetración del agua de lluvia en la tierra y corre con mayor fuerza y volumen sobre el pavimento, desembocando en el área urbana sobre el arroyo Los Nogales.


Explicó que, en otras palabras, todas las cañadas de Nogales, que no estaban pavimentadas, presentaban un grado de absorción de más agua y había menos corriente de esta, si había era con menor fuerza, pero la pavimentación y modernidad trae consigo obras que aumentan el riesgo de inundaciones.

Empresa Contáctanos   Arriba