‘No queremos más muertes en el desierto’
Detalles Publicado el Viernes 21 de Abril de 2017, Escrito por Marco A. Flores

Nogales


Temperaturas que alcanzan hasta los 50 grados centígrados, terrenos peligrosos y cañones profundos, animales e insectos venenosos, así como bandas de asaltantes y violadores, son solo algunos de los riesgos que enfrentan día a día decenas de migrantes que cruzan de forma ilegal la frontera entre México y Estados Unidos, por el área de Nogales.


La Iniciativa de Seguridad para la Frontera, creada desde 1998, refuerza su campaña de prevención cada verano para advertir a los aspirantes a ilegales sobre los peligros que existen en el área desértica del sur de Arizona.


Para ello, la Patrulla Fronteriza organizó un recorrido y demostración para representantes de medios de comunicación y autoridades consulares, con una caminata de tres millas de distancia, sobre el arroyo Mariposa, hasta llegar a la Estación Nogales.


El oficial Steven Passement, vocero del Sector Tucson de la Patrulla Fronteriza, comentó durante el recorrido que lo experimentado en carne propia por periodistas y reporteros es ligero en comparación con lo que sufren los migrantes en su intento por cruzar por esta área.


“Es peligroso, está caliente en el día, se suda y se sufre sed, pero también hay peligro en época de lluvia, estos son arroyos que se llenan pronto y los migrantes se pueden ahogar o perder, sobre todo para quienes vienen de otras regiones y no conocen este tipo de terreno, no están preparados, pueden ser víctimas mortales”, explicó.


El agente federal explicó que por esas zonas no hay agua disponible para tomar, mucho menos qué comer, caso contrario a estados tropicales del sur del país o Centroamérica, donde hay árboles frutales y llegan a un desierto donde no existe nada.


“Queremos que la gente sepa, a quienes vengan de forma ilegal, que estén bien informados de los peligros, la frontera ha cambiado, tenemos ahora más agentes, más tecnología, infraestructura y las oportunidades son menos, también es muy peligroso, los carteles ya controlan estas áreas y habrá más peligros que antes”, dijo.


Passement informó que los indocumentados se exponen a ser asaltados, agredidos o abandonados por los mismos “coyotes”, así como a ser violados sexualmente y no solo en el caso de mujeres, también los hombres corren ese peligro.


“Y lo peor, los pueden matar, eso queremos que la gente sepa, que no arriesguen la vida antes de salir de sus casas”, comentó.


El vocero del Sector Tucson de la Patrulla Fronteriza hizo hincapie en la labor que llevan a cabo en resguardar la frontera, pero también en rescatar a cientos de migrantes, y es en este tema que hizo un llamado a la comunidad a no arriesgarse, pues “ya no queremos una muerte más en el desierto”.


Después de la caminata por el arroyo Mariposa, medios de comunicaciones y autoridades conocieron las actividades que realiza la agencia federal, las herramientas que utilizan para rescatar a migrantes, los equipos e instrumentos médicos, de primeros auxilios, cómo funcionan los faros de rescate y hasta conocieron sobre un programa para ubicar a ilegales extraviados.

Empresa Contáctanos   Arriba